Inicio Noticias La mutación de las envolventes
Please wait while JT SlideShow is loading images...
Photo Title 1Photo Title 2Photo Title 3Photo Title 4Photo Title 5



descarga_manual

La mutación de las envolventes

“Las fachadas pueden tener toda la capacidad de evolucionar, de acoger los progresos de la técnica.” Yves Lion

 

Interesante artículo de Rafael Jurado, Director de Asistencia Técnica y Prescripción de FYM-Grupo Italcementi, en la que expone su visión de cómo las fachadas constituyen el elemento distintivo de cualquier edificio, y particularmente aquellas que están construidas en base hormigón.

 

En la segunda mitad del siglo XIX la aparición de los esqueletos de hormigón y acero trasmutó la genética de las envolventes, desterrando su contribución primaria como soporte, los afamados muros de carga, liberándolas de su pesadez y asumiendo las funciones de pieles que actúan como interfaces entre exterior e interior, recordemos que fachada deviene etimológicamente del latín facies que significa rostro. Este cambio afligió a Charles Rennie Mackintosh que en 1882 lamentó “el mayor defecto de la arquitectura urbana de hoy día reside en la ausencia de masa. Se experimenta una sensación de malestar al ver esos grandes inmuebles que dan la impresión de no reposar más que sobre el vidrio, mientras los soportes son apenas imperceptibles”

 

Casa CuboVisualizada como un elemento constructivo la envolvente satisface las funciones elementales, observadas desde fuera hacia dentro, de comunicación, protección y aislamiento, comunicación entendida previamente como ornato y cada vez en mayor medida como mensaje multimedia. Debido a la dificultad de encontrar un material que asuma simultáneamente estas funciones la mayoría de los sistemas de fachadas son sistemas multicapas. Como argumenta Ignacio Fernandez Solla “La fachada ha dejado de ser un muro resistente para convertirse en filtro multifuncional”.
 
En los comienzos del siglo XXI estamos viviendo una segunda mutación de estas soluciones constructivas para envolventes en tres direcciones diferentes, pero complementarias:

 

1. Materiales que ofrecen prestaciones suplementarias a aquellas que desarrollan en el sistema o bien asumen funciones desarrolladas por otras capas permitiendo la simplificación del sistema

 

2. El uso de materiales que cuidan el medio ambiente tanto exterior como interior de los edificios.

 

3. La simbiosis entre sistemas constructivos como por ejemplo sistemas compuesto de envolventes y generación de energía

 

Un ejemplo de las dos primeras tendencia son las soluciones constructivas FYM para revestimientos descontaminantes y autolimpiantes fabricadas con cementos TX active© que sin perder las características resistentes del cemento aportan estas impactantes prestaciones adicionales. Estas soluciones aparecen en proyectos de prefabricados arquitectónicos de hormigón como la iglesia Dives en Misericodia en Roma proyectada por Richard Meier o en revocos de mortero como la iglesia de Iesu en el barrio de Loyola en San Sebastián. Existen ejemplos en España de estas envolventes autolimpiantes y descontaminantes con otros materiales prefabricados como el GRC. 

 

Hormigón traslucido  Dives In Misericordia Church – Roma

 

FYM es la filial española del Italcementi Group, el quinto productor mundial de cemento y una de las diez principales multinacionales italianas. FYM es una empresa referente en innovación por nuestra visión de futuro y nuestro afán por investigar y desarrollar nuevas soluciones constructivas. Nuestros laboratorios I+D están a la vanguardia de la tecnología en cementos y sus aplicaciones -morteros y hormigones-, y su objetivo es contribuir al cuidado del medio ambiente y a la mejora de la calidad de vida de las personas.

 

Un ejemplo concreto del trabajo de I+D de FYM / ITC en la investigación en nuevas prestaciones, solo presentes en la fértil imaginación de arquitectos e ingenieros, es el desarrollo del producto I-light. El arquitecto Giampaolo Imbrighi y el Estudio Iodice solicitaron la colaboración de ITC para el desarrollo de un hormigón trasparente con el que revestir la fachada del edificio representativo de Italia en la expo de Shanghái 2010. Simplemente podíamos haberles respondido que la grava, caliza o silícea, que componen aproximadamente el 35% del volumen del hormigón no es trasparente, que la pasta de cemento (cemento + arena +agua), el 75 % restante tampoco es trasparente y por tanto la existencia de un hormigón trasparente no es posible. Sin embargo trabajamos en colaboración con estos profesionales y desarrollamos unos paneles prefabricados de hormigón traslucidos (I-light) que sorprendieron a los visitantes al pabellón durante la exposición. 

 

Otros revestimientos que favorecen la sostenibilidad son los morteros de cal hidráulica que favorecen la permeabilidad al vapor de agua mejorando el confort interior de sus habitantes.

 

Como conclusión esta revolución de las envolventes tiene es fruto de la colaboración entre los proyectistas y la industria.  Los técnicos de FYM están disponibles para convertir en realidades materiales los sistemas imaginados por los arquitectos e ingenieros.